Aumentan los casos de covid-19 en Michigan y Minnesota

 Aumentan los casos de covid-19 en Michigan y Minnesota

Los hospitales de Michigan y Minnesota reportaron el martes una oleada de pacientes con COVID-19 que no se había visto en meses: las camas estaban siendo ocupadas por personas que no están vacunadas contra el virus y los directivos advirtieron que el personal médico está siendo agotado por otro repunte.

Michigan tenía poco más de 3.000 pacientes con COVID-19 hospitalizados esta semana, la primera ocasión en la que cruza ese umbral desde la primavera, mientras que casi todas las camas estaban ocupadas en los hospitales de Minnesota. Ambos estados son los nuevos epicentros del virus a nivel nacional.

“Debería ser preocupante para todos nosotros”, comentó Bob Riney, director de operaciones en el Sistema de Salud Henry Ford de Detroit, sobre el aumento de pacientes en los hospitales.

El panorama general ha mejorado significativamente las últimas semanas en Estados Unidos, con unas 40.000 hospitalizaciones por coronavirus respecto a las más de 90.000 que se registraron en el pico del brote anterior, impulsado por la variante delta. La propagación del virus se ha ralentizado en el sur del país hasta el punto en que más sitios están retirando los requisitos de uso de mascarilla.

Pero algunas zonas del país están registrando repuntes, incluido el noreste, el área de las Montañas Rocallosas y el extremo superior de la región centro norte.

El Sistema de Salud Henry Ford y Spectrum Health, en Grand Rapids, Michigan, reportaron 700 pacientes con COVID-19 en sus hospitales, la mayoría de los cuales no están vacunados. La tasa de positividad en las pruebas superaba el 20%.

Michigan tenía el promedio de siete días de casos nuevos de COVID-19 más alto del país, con 503 por cada 100.000 habitantes, de acuerdo con los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades. Minnesota tenía el segundo promedio más alto, con 490 por cada 100.000.

“Todos esperábamos que estuviéramos en un lugar muy distinto al acercarnos a la temporada festiva por el Día de Acción de Gracias. Pero realmente no lo estamos”, comentó Riney.

Sobre el personal de primera línea, Riney señaló que están desanimados por ver más casos de COVID-19, especialmente cuando hay vacunas disponibles.

“Estas son las mujeres y los hombres que la comunidad celebró el año pasado”, comentó. “Se realizaron desfiles en su honor. Fueron pregonados como los héroes que son… No se les ha dado un respiro”.

En Minnesota, la comisionada de Salud, Jan Malcolm, dijo que está lista para ampliar el acceso a la dosis de refuerzo de la vacuna para finales de la semana si el gobierno federal no actúa primero.

“Mientras nos dirigimos a los interiores por el invierno y nos reunimos por las fiestas, esta protección de refuerzo es particularmente importante y oportuna”, dijo Malcolm.

En tanto, un creciente número de estadounidenses están recibiendo las dosis de refuerzo. Arkansas se sumó esta semana a California, Colorado y Nuevo México en ofrecer la dosis de refuerzo a cualquier persona mayor de 18 años, en lugar de sólo administrarlas a la gente que corre un mayor riesgo de desarrollar síntomas graves de COVID-19 o tiene más de 65 años.

Grupo Metro

Related post