¿Quién será el próximo niño? Alcalde hace llamado urgente a frenar la violencia tras asesinato de menor de 12 años

 ¿Quién será el próximo niño? Alcalde hace llamado urgente a frenar la violencia tras asesinato de menor de 12 años

Eric Adams se reúne con los familiares de las víctimas del tiroteo ocurrido la semana pasada que también dejó herida a una joven de 20 años

El pasado jueves el niño Kade Lewin estaba sentado junto a sus primas en un auto estacionado en la calle 56 Este de East Flastbush, en Brooklyn, cuando unos individuos abrieron fuego impactándolos. El menor, de apenas 12 murió al instante tras recibir un disparo en la cabeza, mientras una de sus primas de 20 años fue baleada seis veces y lucha por sobrevivir en un hospital. Y este lunes, tras reunirse con los familiares de las víctimas, el alcalde Eric Adams lanzó varias veces la misma pregunta al aire: ¿Quién será el próximo niño?

Y que con esa interrogante el mandatario quiso enfatizar en que crímenes como este, cuyas víctimas son niños, se están volviendo muy comunes y por eso volvió hacer un llamado urgente a frenar la violencia armada, el problema más serio que el nuevo Alcalde está enfrentando en la ciudad de Nueva York tras asumir el poder hace solo cuatro meses.

“Lo que me dijo la familia mientras hablábamos realmente resonó conmigo: ‘Kade era solo un jovencito’. ¿De quién es el hijo siguiente? ¿De quién es el hijo siguiente? Estos podrían haber sido los zapatos de Jordan, mi hijo. ¿De quién es el hijo siguiente? Esta historia simplemente golpea el corazón del trauma en nuestra ciudad y en nuestro país”, exclamó Adams, sosteniendo en la mano los zapatos deportivos del menor asesinado.

Tras la reunión, en la cual también participó la comisionada de Policía Keechant Sewell, se realizó una rueda de frente a la casa de la familia y allí la madre del menor, Suzette Lewin, hizo un llamado directo a los responsables de esta tragedia: “Todo lo que pido, por favor, es que se entreguen”.

“Por favor, por favor, que alguien diga algo. Estoy pidiendo justicia para Kade. Por favor. Por favor, pido justicia, por favor”, suplicó la madre sin poder contener las lágrimas, en un intento porque la ciudadanía ofrezca alguna pista para arrestar a los criminales que se fugaron luego de la balacera.

La máxima jefa del Departamento de Policía de la Ciudad de Nueva York (NYPD) aseguró que la Uniformada estaba haciendo un gran esfuerzo en las investigaciones para identificar y detener a los responsables, pero insistió que para lograrlo se necesitará la colaboración de cualquier posible testigo.

“El NYPD está haciendo todo lo que puede, y sabe cómo hacerlo bien, para disuadir, prevenir y detener a los responsables, pero necesitamos su ayuda. La madre de Kade necesita tu ayuda. La madre de Jenna necesita tu ayuda. Asesinatos, tiroteos, robos, asaltos, van en contra de todo lo que deberíamos creer que somos. Si tiene alguna información que pueda ayudarnos a capturar a los responsables del asesinato de un niño de 12 años, le pido que llame al (800) 577-TIPS”, enfatizó la Comisionada de Policía.

Nadie está a salvo
Este caso ha vuelto a poner en la palestra pública una realidad que cada día es más evidente en la Gran Manzana, y algo que preocupa a todos los neoyorquinos: que nadie está a salvo en ninguna parte. Las víctimas de esta balacera estaban tranquilos comiendo dentro del auto, sin provocación, sin meterse en problemas, y simplemente fueron baleados.

La prima de Kade, Jenna Ellis y quien estaba en el asiento del conductor, recibió seis impactos de bala pero se espera que sobreviva, mientras la otra prima, de apenas 8 años, corrió con la suerte de no ser alcanzada por los disparos.

“Esta increíble joven solo estaba cuidando a los dos jovencitos miembros de su familia, invitándolos a comer, simplemente haciéndolos disfrutar del día, la noche, y se detuvieron solo para ver una película y comerse algo. En ese instante, perdió a Kade. ¿De quién es el hijo siguiente? Y cuando comprendes la realidad de esto, comprendes la urgencia de esto. Entonces, cuando me muevo con esa urgencia y la gente me dice que disminuya la velocidad, ¿qué diablos les pasa? Y la abrumadora cantidad de víctimas son negros y marrones”, dijo contundentemente el Alcalde.

La Uniformada informó que no se creía que el niño fuera el blanco de los disparos, y que quienes dispararon probablemente buscaban a otra persona y dispararon contra el auto equivocado después de dar varias vueltas a la cuadra.

“Solo quiero que este vecindario sepa que esta violencia se debe detener, porque es demasiado para nuestra gente que está siendo el blanco de la violencia”, suplicó Jennifer Jones Ellis, madre de la joven baleada y tía de Kade, agregando que demasiada “gente inocente está siendo asesinada y como su sobrino, no volverá a este mundo, y mi hija está en el hospital culpándose a ella misma”.

Para ayudar a la familia:
Quien desee donar para ayudar a la familia a cubrir los gastos fúnebres de Kade y las facturas del hospital de Jenna, pueden hacerlo una página web oficial abierta para este propósito: Lisadozierfuneralservice.com
Para ayudar al NYPD:
Cualquiera que tenga información puede llamar a la línea directa Crime Stoppers del NYPD al 1-800-577-TIPS (8477), o para español, al 1-888-57-PISTA (74782) (todas las llamadas son confidenciales). También puede dar una pista enviando una mensaje directo Twitter en la cuenta @NYPDTips. O visitando el sitio web: https://crimestoppers.nypdonline.org/?AspxAutoDetectCookieSupport=1

Grupo Metro

Related post